Asistencia legal a comunidades

Proporcionamos asesoramiento legal o jurídico para comunidades de vecinos


asistencia legal para comunidades en gijon

La convivencia entre distintas personas en una comunidad de vecinos no siempre es fácil. Y la situación se complica cuando son ellos quienes se tienen que poner de acuerdo. En Administración de fincas proporcionamos asesoramiento legal o jurídico para comunidades, reclamación de deudas, etc. Reclamamos a ese vecino ruidoso o defendemos la comunidad si un vecino interpone una demanda por no estar de acuerdo con una decisión de la junta de propietarios. También, reclamamos las cuentas impagadas de la comunidad y nos encargamos de aquellas situaciones en las que sea necesario contar con este apoyo legal.

Por desgracia, uno de los problemas más frecuentes que nos encontramos en una comunidad de propietarios es la morosidad. Se entiende como tal a aquel vecino que tiene una deuda líquida, vencida y/o exigible con la comunidad. Lo más común es que se establezca un plazo de tiempo desde que se envía el recibo, que suele ser de entre 20 y 30 días, transcurrida esta duración y si no se ha satisfecho la deuda, se incurrirá en morosidad. Nos podemos encontrar varios tipos de morosos: aquellos que tienen un problema puntual y, en ese momento, no pueden hacer frente al pago de la factura; aquel que no está de acuerdo con la cantidad a pagar o, quien pudiendo, no realiza el pago.

Nos encontramos diversas medidas disuasorias por ley para poder poner fin a esta práctica. Podríamos adherirnos a la privación del derecho a voto, ya que el artículo 15.2 de la Ley de Propiedad Horizontal establece: “Los propietarios que en el momento de iniciarse la junta no se encontrasen al corriente en el pago de todas las deudas vencidas con la comunidad y no hubiesen impugnado judicialmente las mismas o procedido a la consignación judicial o notarial de la suma adeudada, podrán participar en sus deliberaciones si bien no tendrán derecho de voto”. También, nos encontramos con la privación del derecho a impugnar: “Para impugnar los acuerdos de la Junta, el propietario deberá estar al corriente en el pago de la totalidad de las deudas vencidas con la comunidad o proceder previamente a la consignación judicial de las mismas”, según el artículo 18.2 de esta misma ley. Además, el moroso no tendrá la posibilidad de interponer recursos, ya que según la Ley de Enjuiciamiento Civil: “en proceso en que se condene al propietario al pago a la comunidad de propietarios de cantidades debidas si no acredita, al interponerlos, tenerlas satisfechas o consignadas”. Agotadas todas las vías para que el moroso pague, la única que queda es acudir a los tribunales para reclamar el pago de la deuda.

Para consultar nuestro servicio de asistencia legal, puedes rellenar el formulario que se encuentra al final de la página.
Solicítenos información sin compromiso